BUSCA EL ORIGEN

En muchas ocasiones confundimos el origen con la consecuencia de los problemas.

Ya sea en el ambito profesional o personal.

Imagen

www.avanzalaboral.es

Buscar “culpables” externos implica justificar nuestras acciones a sabiendas de que no hemos hecho todo lo posible para lograr nuestros objetivos.

Es por eso por lo que es importante, a la hora de plantear un problema, preguntarse

  ¿Has hecho todo lo posible para evitar o solucionar el problema?

  ¿En qué medida influyen mis acciones para la solución?

  ¿Mis acciones incrementan el problema?

Responder con claridad, sinceridad y sin ambigüedades nos ayudará a reconocer en que medida somos origen y nos pondrá en el camino para la solución.

A partir de este momento, seremos capaces de establecer un plan de acción.

Anuncios